Google+

Eterna polémica: Pernocta de niños de corta edad con su padre

5

24 junio, 2013 por cristobalpinto

pernocta de niños de corta edad con su padre     (Este artículo no es más que un pequeño extracto de mi Ebook “Pernocta de niños de corta edad con su padre:Una visión jurisprudencial en el que se expone un completo análisis sobre la polémica cuestión de la pernocta de los hijos de corta edad con su padre en la Jurisprudencia y se reseñan más de 50 recientes y actuales Sentencias de Audiencias Provinciales de toda España, extractadas, ordenadas y sistematizadas. Lo puedes ver haciendo click aqui)

Después de haber examinado en otro artículo de este Blog, los posibles sistemas de estancias y visitas al menor (Guía básica de los diferentes sistemas de estancias y visitas), saco a la palestra en esta ocasión una vieja polémica, una cuestión siempre recurrente cuando se discute judicialmente sobre el derecho del progenitor no custodio a relacionarse con su hijo o también sobre la custodia (en casos de custodia compartida) cuando estamos en presencia de niños de corta edad : ¿resulta adecuado la pernocta de niños muy pequeños con su padre?, ¿puede resultar contrario al interés del menor que pernocte con su padre un niño de corta edad?

      Decíamos entonces, que desde el punto de vista forense, en principio y de manera genérica, siguiendo las pautas de la Psicología evolutiva debe destacarse que el sistema de estancias y visitas que se establezca judicial o convencionalmente habrá de estar adaptado y acorde con el desarrollo e hitos evolutivos del niño (lactancia, escolarización, autonomía, preadolescencia y adolescencia…) que presentan diferentes requerimientos y necesidades hacia el menor. En concreto, el criterio fundamental respecto de la frecuencia de los periodos de las estancias es la edad del hijo de modo que cuanto menor sea el niño más amplia y rígida debe ser la frecuencia de contacto con el progenitor no custodio. Y con respecto a la duración de las estancias, con niños muy pequeños es preferible que la duración sea corta siempre que se respete una frecuencia amplia, de esta forma se interferirá lo menos posible en sus horarios (comida, baños, siesta, etc.).

       Sobre estas bases se destaca (Trabazo Arias) que a la hora de establecer las pernoctas de niños pequeños es importante también tener en cuenta si éstas se van a dar desde el primer momento de la separación, o si ha transcurrido un tiempo largo sin pernoctas desde la separación hasta el establecimiento del régimen de visitas: En niños muy pequeños, si ambos progenitores estaban presente a diario en el cuidado del menor (cena, baño, acostarlo, despertarlo, etc.), se puede establecer pernoctas desde el principio teniendo especial cuidado en mantener los mismos horarios y rutinas (luz encendida, pañal, etc.) e incluso incluir objetos familiares (peluche, mantita, etc.). En niños en edad preescolar y si no ha habido pernoctas anteriormente o el progenitor no custodio no estaba presente de forma habitual en el momento de acostar al menor y despertarlo antes de la separación, es conveniente que éstas se establezcan de forma gradual. En estos casos es preferible que se vayan iniciando en fines de semana y no en vacaciones para así proporcionar al niño una adaptación gradual. Las pernoctas en la etapa adolescente no suelen aceptarse bien porque suelen afectar a las actividades lúdicas de los menores.

     Desde un punto de vista jurídico, como digo, se trata de un asunto que genera viva polémica jurisprudencial y doctrinal pues las posturas sobre este punto, cuando la medida debe ser adoptada judicialmente, suelen ser radicalmente contrapuestas y maximalistas: Mientras unas Audiencias Provinciales se inclinan hacia una postura contraria a esta posibilidad, otras se muestran abiertamente a favor. Comenzaremos precisando algunos puntos que han de considerarse previamente.

    De inicio, la Jurisprudencia (en proceso contencioso) parece convenir en acotar el límite inferior respecto a la edad del niño pernoctante: Niños muy pequeños pero que ya no son lactantes ¿Por que este límite inferior? Lo habitual será que desde que el niño nazca esté siendo amamantado por su madre; por ello, es razonable estimar que mientras sea se alimente mediante lactancia natural exclusivamente (según la OMS, la lactancia natural exclusiva resulta recomendable hasta los 6 meses) el niño deba pernoctar en todo caso con su madre para que ésta pueda darle el pecho con la regularidad que aquel demande en las tomas nocturnas, cuestión sobre la que está de acuerdo incluso la Jurisprudencia abiertamente a favor de la pernocta del padre con niños muy pequeños. (SAP Pontevedra 6ª de 23 de septiembre de 2010, SAP Barcelona 12ª de 14 de mayo de 2010).  Aún con todo, tambien hay que decir que existen resoluciones que estiman que el límite estaría como mucho en los 4-6 meses de vida por lo que, con posterioridad a estas edades, ni siquiera las circunstancia de la lactancia es argumento suficiente que impida la pernocta del menor con su padre (SAP Toledo 2ª de 16 de enero de 2006).

      Por demás, ha de precisarse que, aun en las resoluciones más abiertamente contrarias a la posibilidad de pernocta de niños muy pequeños con su padre, en principio, deben respetarse los acuerdos a los que pudieran legar las partes (Convenio Regulador, acuerdo en proceso contencioso…) en torno a la posibilidad de pernocta del niño sea cual sea la edad del menor.

       Finalmente, y respecto al límite superior de edad, estas mismas resoluciones (insisto, en proceso contencioso) no parecen poner objeción a la pernocta con su padre en niños mayores de 3 años (SAP Jaén 3ª de 20 de diciembre de 2010). Lo cierto es que, a partir de los 3 años, el niño, que por supuesto no es lactante, ya ha adquirido un importante desarrollo de su capacidad psicomotora (motricidad, movimientos, etc….) y de sociabilidad (lenguaje, etc.). Puede decirse que en la etapa de los 2 a 3 años la transformación del bebe a niño alcanza su total plenitud: con 3 años el niño andará, hablará y posiblemente ya comerá solo, se vestirá solo, no mojará la cama por la noche, controlará esfínteres…y además comenzará su escolarización en Educación Infantil, un reto y una posibilidad de mayores aprendizajes.

     Finalmente, una última precisión, acaso obvia, se refiere a que partimos de la premisa de que el progenitor no custodio presenta la misma aptitud o capacidad parental que el otro progenitor, y de que en el proceso no se ha demostrado incapacidad, imposibilidad y/o indisposición del no custodio para el cuidado de un bebé o criatura. En tales casos, la decisión judicial respecto a la visitas y la pernocta se mueven bajo otros parámetros.

     No entraremos aquí a señalar la abundante contradictoria y contrapuesta Jurisprudencia sobre este asunto pero puede resultar ilustrativo y revelador reseñar sendas resoluciones en uno y otro sentido, de las más recientes y significativas, reseña que puede dar una elocuente idea del actual estado de la cuestión. En este sentido, parecería conveniente que el Tribunal Supremo llegase a pronunciarse sobre este tema lo que evitaría no pocas disputas en los juzgados de instancia.

         a).- Así, de un lado, en sentido contrario a la pernocta de niños no lactantes menores de 3 años, la SAP Jaén 3ª de 20 de diciembre de 2010 expone que: “considerando esta Sala, respecto a la pernocta del padre con el hijo, que su fijación a partir de que el menor cumpla los tres años es correcta, ya que se atiene al criterio que viene mantenido la propia Sala, salvo que los progenitores acuerden otra cosa diferente y que se funda en la conveniencia de que la niña permanezca hasta que cumpla esa edad, en la que generalmente termina el periodo de lactancia, pernoctando de manera continuada con la madre, ya que durante ese periodo depende en su mayor medida de la madre.

          b).- Y, de otro lado, en el extremo opuesto, sin encontrar problema alguno en que un niño muy pequeño no lactante pernocte junto con su padre, la SAP Barcelona 12ª de 14 de mayo de 2010 nos explica: “…no por ello debe dejar de señalarse que la teoría de que los niños menores de esa edad (3 años) no deben pernoctar fuera del domicilio materno (pero sí paterno) responde a prejuicios que descansan en la discriminación sexista. Salvo el supuesto de lactancia natural, no así cuando es artificial, debe partirse de la capacidad abstracta de ambos progenitores para cuidar adecuadamente a su descendencia. Cosa distinta es que conste que un progenitor (que también puede ser la madre) ha demostrado incapacidad, imposibilidad y /o indisposición para el cuidado de un bebé o criatura. Ésa es la otra razón que esgrime la apelante. En el presente caso, nada consta en autos que indique que el padre no quiere y es capaz de cuidar a su hija y por ello no puede ser privado, de acuerdo con el artículo 135 del Codi de Família, del régimen de relación con su hija que la sentencia apelada ha fijado, que debe, por ello, confirmarse”. La más reciente SAP Córdoba de 28 de marzo de 2014 no ve inconveniente alguno para que la hija menor del matrimonio de 18 meses pueda pernoctar con su padre.

     Quizás, evitando posturas maximalistas y extremistas, lo más adecuado deba resultar la necesidad de que cada caso se estudie específica e individualmente, de que los profesionales que nos dedicamos a los asuntos de familia no nos dejemos arrastrar por premisas generales que por su propio carácter son en la mayor parte de los casos manifiestamente injustas. Cada niño, cada menor, es un ser que merece la máxima protección y el tan repetido principio de interés del menor no debe convertirse en una lista de principios generales que atenten contra el interés de cada caso concreto. El interés del menor como principio rector de los procedimientos de familia exige, en primer lugar, un estudio personalizado de cada caso para poder emitir una resolución que proteja al menor en cuestión.

     En este contexto, y más allá de la polémica en torno a la pernocta, lo cierto es que en los procesos de familia no son infrecuentes los regímenes de estancia o custodia de niños de corta edad con su padre de carácter gradual o progresivo. Pero esta es una cuestión para otro artículo…

Si te resultan rigurosos e interesantes mis artículos, visita mi Consultoría de Servicios Jurídicos especializada en Derecho de Familia www.jurisprudenciaderechofamilia.com

Estudio y analizo por ti : Elaboración de Dictámenes, Estudios e Informes sobre viabilidad de demandas o recursos, contenido y vigencia de normas extranjeras de Familia, búsqueda, recopilación y sistematización de Jurisprudencia, Doctrina, Formularios…¡Puedo serte muy útil!

¿te ha parecido interesante y útil este artículo? Compártelo en tus redes sociales: A otras personas tambien les puede interesar.

Si quieres recibir las próximas entradas, suscríbete al Blog

Anuncios

5 pensamientos en “Eterna polémica: Pernocta de niños de corta edad con su padre

  1. Josefina dice:

    Gracias por esta información, la comparto y me ha sido muy útil

  2. IRENE dice:

    Eso de “con tres años, el niño, QUE POR SUPUESTO NO ES LACTANTE…me ha matado. Sinceramente, generalizar en eso es una estupidez. Mi hijo tiene 3 meses y obviamente ES LACTANTE. Y mi idea es que sea lactante hasta que decidamos los dos que ya no queremos seguir compartiendo ese momento. Es ABSURDO decir que por supuesto no lo es. Aunque haya madres que llegado el año, los seis meses, los dos años o X deje de hacerlo, no quiere decir que no haya madres que lo sigan haciendo incluso hasta los siete años. No es mi caso el de esta página, yo no voy a separarme del padre de mi hijo, pero una persona muy cercana a mí sí. Y tiene la misma filosofía que yo en cuanto al pecho. Estoy de acuerdo en que puede pernoctar con el progenitor, pero eso no.significa que haya dejado de lactar, no nos confundamos.

    • Irene: Reconozco que tiene usted razon. La expresion no es muy afortunada por mi parte. Quizas con decir que con tres años lo habitual es que no sea lactante hubiera sido suficiente. En mi obsesion por tratar de desmontar algunos argumentos esgrimidos por madres para tratar de evitar la pernocta del menor con su padre, he llegado a una conclusion que lo he reducido al absurdo.
      Gracias por su observación claramente acertada. Un saludo

  3. soledad andrea dice:

    Buenas tardes mi nombre es Andrea, pero hay cosas en las cuales no me quedan claro, y en mi caso estoy pasando en un momento de separacion con el papa de mi hija, no estamos casados, pero si tuvimos que constar de que vivimos juntos por un tramite que hicimos en tribunales, tenia entendido que hasta los 4 años el no se la puede llevar a pasar los fines de semana, es asi esto? …
    Si es asi como tengo que constar que no va a tener los mismos cuidados que yo le doy, cuando solo dos veces se levanto a ver que le pasaba cuando la nena lloro, que una vez cuando lloraba desconsoladamente le dio a el un ataque de histeria y se encerro en el otro dormitorio, que no le importa prender el aire acondicionado mientras que la bebe es alergica y se resfria facilmente, que no respeta los horarios de su comida… Es una persona inestable emocional y psicologicamente
    Ella tiene 1 año ahora y me cuesta mucho dejar que se la quiera llevar fines de semana de por medio que tengo que hacer?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Todos mis libros en:

Mis ebooks

LA CUSTODIA COMPARTIDA EN EUSKADI Un riguroso y extenso estudio doctrinal y jurisprudencial que analiza la determinación judicial de la custodia compartida según la Ley 7/2015 del Parlamento Vasco y que sistematiza por materias más de 80 sentencias dictadas por las Audiencias Provinciales vascas desde la entrada en vigor de la Ley. ¿Cómo está configurada la custodia compartida en la Ley? ¿Qué valoran los Jueces vascos para atribuir la custodia compartida? ¿Qué tiempos de alternancia se están aplicando en la práctica en los Juzgados y Audiencias vascas? Con cita y reseña literal del contenido de todas las resoluciones. 87 páginas Precio: 10 euros

LAS FAMILIAS RECONSTITUIDAS EN LA PRACTICA JUDICIAL Edic. 2017. Un completo estudio jurisprudencial sobre el alcance de la presencia de nuevas parejas, nuevos cónyuges, nuevos hijos y nacidos de relaciones anteriores en la determinación judicial de las medidas personales y económicas derivadas de la ruptura. Se responderán a cuestiones tales como: en caso de ruptura ¿cómo se valora judicialmente la presencia de hermanos de vínculo sencillo en la determinación del tipo de custodia? ¿qué tipo de relación marital extingue la pensión compensatoria? ¿tiene alguna incidencia el nacimiento de nuevos hijos en la cuantía de la pensión de alimentos ? ¿es posible extinguir el derecho de uso de la vivienda familiar si el usuario convive con una tercera persona en ella? ¿se puede establecer un régimen de relación con los hijos de la ex-pareja? . Durante la convivencia de la nueva familia reconstituida, ¿Cual es el rol familiar de las nuevas parejas de los progenitores?.. Con cita y reseña de más de 120 Sentencias de Audiencias Provinciales y del Tribunal Supremo la mayoría del periodo 2016-2017 80 páginas Precio: 10 euros

LA CUSTODIA COMPARTIDA EN LA PRÁCTICA JUDICIAL Edición 2017 Revisada y puesta al día¿Que valoran los Jueces para atribuir la custodia compartida? ¿Que tiempos de alternancia se están aplicando en la práctica? ¿Que tiempo de alternancia resulta más adecuado en cada edad del menor? Un completo estudio de los factores que valoran los Tribunales y las formas de alternancia que se vienen utilizando usualmente a la hora de decidir la atribución de la custodia compartida. Con cita y reseña de más de 100 Sentencias de Audiencias Provinciales y del Tribunal Supremo 60 páginas Precio: 10 €

ALIMENTOS Y USO DE LA VIVIENDA EN LA CUSTODIA COMPARTIDA Una vez adoptada judicialmente la medida de custodia compartida de los hijos menores: ¿debe pagarse pensión de alimentos?, ¿a quien debe atribuirse la vivienda? ¿qué soluciones ofrece la práctica judicial con respecto a la pensión de alimentos y la atribución del uso de la vivienda familiar? Un exhaustivo estudio doctrinal y jurisprudencial sobre la determinación de la pensión de alimentos y del uso de la vivienda familiar en caso de custodia compartida. Con cita y reseña de más de 50 Sentencias de Audiencias Provinciales y del Tribunal Supremo. Revisada y puesta al día en Diciembre de 2016 40 páginas Precio: 6 euros

Pernocta de niños de corta edad con su padre: una visión jurisprudencial

PERNOCTA DE NIÑOS DE CORTA EDAD CON SU PADRE: UNA VISION JURISPRUDENCIAL En este ebook encontrarás un completo análisis sobre la polémica cuestión de la pernocta de los niños de hasta 3 años con su padre en la Jurisprudencia: Se recogen más de 50 recientes y actuales Sentencias de Audiencias Provinciales de toda España extractadas, ordenadas y sistematizadas 40 páginas Precio : 6 €

REEMBOLSO DE ALIMENTOS DEVENGADOS HASTA LA DECLARACIÓN DE PATERNIDAD Declarada una paternidad de un hijo ¿Puede la madre pedir que le devuelvan lo gastado en la crianza del hijo hasta ese momento? En este ebook te explicaré cómo encarar con éxito una reclamación judicial por parte de una madre de los gastos por alimentos y crianza devengados desde el nacimiento del menor hasta la determinación de paternidad   24 páginas Precio: 4 euros

Introduce tu email, suscríbete al Blog y recibirás mis artículos sobre doctrina y Jurisprudencia de Derecho de Familia.

Únete a otros 3.010 seguidores

El Blog ha recibido ya

  • 930,743 visitas totales
Twitter Counter for @CristobalPinto2

Categorías

Visitais el Blog desde…

Map
Cursos -> prácticas -> trabajo

Formación para el Empleo.

La Brigada Tuitera

Cuartel General

EL BLOG DE ADALBERTO

COMENTARIOS Y UTILIDADES PARA ESCRITORES PERFECCIONISTAS

El laberinto de Ius

Píldoras informativas para jóvenes juristas curiosos

ABOGADOS DEL SIGLO XXI

Saturnino Solano, abogado. Comparto aquí mi experiencia profesional, técnicas y cuestiones prácticas, aprendidas durante más de treinta años de ejercicio profesional como abogado, especialista en derecho de la empresa.

Detrás de la Toga

Porque el derecho no sólo es lo que parece

Otro Abogado Principiante

Derecho de Internet y otras cosas

Desde la Práctica - Blog de Miguel Reyes

Porque la experiencia es el mejor maestro

Divorcio CON HIJOS

Ayuda para abordar estas situaciones

A %d blogueros les gusta esto: